Agro-negocios

La caída de precios de soja y carne arriesga meta de recaudación fiscal

Los precios de los principales commodities siguen sin recuperarse con respecto al inicio de año, lo que preocupa al Fisco por su impacto en los ingresos tributarios y por los incesantes pedidos de ampliación.

Los precios de la soja y la carne siguen por debajo de su cotización a inicios de año, situación que arriesga la meta de recaudación fiscal prevista para este 2018.

De acuerdo con las estadísticas del Ministerio de Hacienda y del Banco Central del Paraguay (BCP), el precio de la soja cayó en un 14% con respecto a inicios de año, situándose al cierre de setiembre en USD 306,38 por tonelada; mientras que el de la carne disminuyó en 9%, ubicándose en USD 2.442,36 por tonelada al término del tercer trimestre de este año.

El informe de situación financiera del Estado (Situfin) presentado ayer por el Fisco, amplía un poco más la comparación y señala que, entre enero del 2017 y setiembre del 2018, la cotización de la soja se depreció en 19,2% y de la carne en 6,2% (ver infografía).

La directora de Política Macrofiscal de Hacienda, Viviana Casco, resaltó que estos resultados preocupan a la cartera, ya que el panorama no se visualiza alentador para un aumento de manera sostenida de la recaudación fiscal.

En ese contexto, recordó que, además de la incertidumbre en cuanto al cierre de este año y la estimación de ingresos para el próximo ejercicio, los pedidos de ampliación presupuestaria, principalmente, para pago de salarios no cesan en el Congreso.

“Es por eso que estábamos preocupados, por todos estos aumentos que se quieren dar para este año y para el año que viene en el Congreso, porque todos estos elementos que estamos viendo ahora (caídas en los precios de commodities) generan incertidumbre y no nos muestran un camino en el que nosotros podríamos decir que produciríamos más ingresos fiscales”, expresó Casco.

Proyecciones
La meta de crecimiento en la recaudación tributaria (SET y Aduanas) es del 8,1% para este 2018.

Al cierre de setiembre, los ingresos fiscales alcanzaron los G. 17,4 billones (USD 2.929 millones), de acuerdo con el reporte de Hacienda. Esto equivale a un incremento del 8% con respecto al mismo periodo del 2017.

Para el año entrante, el Fisco pretende que los ingresos por el cobro de impuestos lleguen a los G. 25,2 billones (USD 4.242 millones), lo que representaría un crecimiento del 7,4% con relación al cierre de este año.

En cuanto a la relación ingresos y salarios, al cierre de setiembre alcanzó el 66%. Es decir, de cada 100 guaraníes que recauda Hacienda, 66 se gastan en salarios.

De acuerdo con el proyecto de Presupuesto General de la Nación (PGN) 2019, para el ejercicio próximo se espera que dicha relación sea del 73%.

El gasto salarial se incrementó en 10,5% y la inversión disminuyó en 13%
En cuanto a la situación coyuntural local, el informe de situación financiera del Estado (Situfin) indica que el déficit fiscal cerró setiembre en USD 142,3 millones, lo que representa el 0,4% del producto interno bruto (PIB).

El resultado operativo (comparación de los ingresos y los gastos sin tener en cuenta la inversión), por su parte, es superavitario y llegó a los USD 382,3 millones.
Los gastos en general crecieron en un 11,1%, mientras que el gasto salarial en específico se incrementó en 10,5%, totalizando los USD 1.770 millones.

La inversión al término del noveno mes del año llegó a los USD 517 millones, lo que representa una caída del 13% con respecto al año pasado, en el que se invirtieron USD 595,6 millones.

El Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones (MOPC) ejecutó el 67% del total de inversión pública, principalmente, a través de los fondos captados por la emisión de bonos y los créditos otorgados por los organismos multilaterales.
UH

Comentarios

Más popular

Arriba