Conectate con nosotros

Economia

Inversiones del complejo sojero en el Paraguay rondan los US$ 500 millones

Publicado

en

En 2009 el gobierno ar­gentino bloqueó el ingreso de soja paraguaya. Las au­toridades guaraníes, si bien en un principio presenta­ron quejas ante tal medida, con el tiempo comprendie­ron que la misma resultó beneficiosa. En los últimos años, gracias al bloqueo ar­gentino, se realizaron im­portantes inversiones que permitieron industrializar buena parte de la produc­ción local de soja que antes se exportaba sin procesar.
73542811438777117
En 2009 el gobierno ar­gentino bloqueó el ingreso de soja paraguaya. Las au­toridades guaraníes, si bien en un principio presenta­ron quejas ante tal medida, con el tiempo comprendie­ron que la misma resultó beneficiosa. En los últimos años, gracias al bloqueo ar­gentino, se realizaron im­portantes inversiones que permitieron industrializar buena parte de la produc­ción local de soja que antes se exportaba sin procesar.

Inversiones por US$ 500 millones aproximadamente realizaron las firmas aso­ciadas a la Cámara Para­guaya de Oleaginosas (Cap­pro) en los últimos 3 años, pertenecientes al enorme complejo sojero del país con el objetivo de consolidar esta industria en suelo pa­raguayo.

Se destaca que son em­presas nacionales y trans­nacionales que ya se en­cuentran procesando en la actualidad. Las principales inversiones fueron ge­neradas por importantes empresas multinacionales que se instalaron en suelo paraguayo.

En conjunto, las empresas asociadas a la Cappro, in­virtieron cerca de US$ 500 millones en nuevas insta­laciones que permiten hoy en día industrializar cerca del 50% de la producción de soja.

La industrialización pa­raguaya de soja, que en 2009 fue de 1,22 millones de toneladas, subió a 1,55 y 1,57 millones en 2010 y 2011 respectivamente. En 2012, debido a una sequía, se re­dujo a 772.000 toneladas. En 2013 se ubicó en 3,06 millones toneladas. Y este año, según estimaciones de la Cámara Paraguaya de Exportadores de Cereales y Oleaginosas (Capeco), será del orden de 3,50 millones, según publica el portal Va­lor Soja de Argentina.

La principal inversión realizada en el sector es el Complejo Agroindus­trial Angostura (Caiasa), un emprendimiento de las filiales paraguayas de Louis Dreyfus Commodities y Bunge con una capacidad de procesamiento de 4.000 toneladas diarias y una in­versión estimada de US$ 230 millones (parte de los cuales fueron financiados por el BID). También la filial local de ADM construyó una in­dustria oleaginosa con ca­pacidad para procesar 3.500 toneladas diarias de soja.

En 2004, el entonces pre­sidente argentino Néstor Kirchner, por medio del decreto 1330, dispuso be­neficios tributarios para la importación de insumos o productos destinados a ser procesados industrialmen­te en Argentina para luego ser exportados (tales como ser eximidos de derechos de importación y el pago de retenciones proporcionales previa deducción del valor CIF del insumo importado).

Pero en abril de 2009 el gobierno –por medio de la resolución 109 del Ministe­rio de Producción– eliminó ese beneficio para el poroto de soja.

Posteriormente, en octu­bre de 2012, la Afip volvió a instaurar dicho beneficio pero con una condición: no tener deudas impositivas exigibles, entre las cuales, según entiende el titular de ese organismo Ricardo Echegaray, se encuentran los montos correspon­dientes a las denominadas “retenciones retroactivas” (conflicto que se encuentra en proceso judicial).

En los hechos los bene­ficios tributarios para la importación temporaria de soja siguen inactivos (razón por la cual el ingreso de soja paraguaya sigue siendo casi inexistente desde 2009 a la fecha), publica el portal ar­gentino Valor Soja.

En el marco internacional, Paraguay se constituye en la actualidad como uno de los principales producto­res y exportadores mun­diales de soja y derivados de su industrialización. El sector agroindustrial ge­nera actualmente el 29% del valor bruto de la pro­ducción total del país y representa el 62% del valor total de las exportaciones del Paraguay.

PLAN DE INDUSTRIALIZACIÓN

En el marco del plan in­dustrial que se propone, si las disponibilidades de gra­nos de soja para el periodo estimado experimentaran una recomposición que in­cremente las proporciones de granos para su indus­trialización local a fin de alcanzar una participación del 65% en 2023 versus el 35% actual de la producción total de soja, ello implicaría más volúmenes de harina y aceite tanto para su expor­tación como para su trans­formación por las indus­trias anexas de la cadena

Fuente: 5 dias
PUBLICIDAD:
11230034_934294119949938_844864616789203978_n

Sigue leyendo
Comentarios

Economia

Analizan alternativas de asistencia para el sector productivo

Publicado

en

Con el objetivo de articular esfuerzos a favor del sector productivo y generar alternativas de financiamiento, la Mesa de Coordinación de Instituciones Financieras Públicas se reunió esta mañana. El encuentro, que se desarrolló en el Ministerio de Hacienda, fue presidido por su titular, Benigno López, en conjunto con el ministro de la Unidad de Gestión, Hugo Cáceres y el presidente del Banco Central del Paraguay, José Cantero.

Al término de la reunión, el viceministro de Economía, Humberto Colmán, explicó que la idea es aunar esfuerzos en todo lo que tenga que ver con apoyo crediticio por parte del Estado, así como asistencia técnica y programas sociales orientados al sector productivo.

En otro momento, analizaron la disponibilidad de recursos para créditos, principalmente los pertenecientes al Banco Nacional de Fomento (BNF) que cuenta con una importante cartera para este año.

Cabe mencionar que el dialogo sobre alternativas de financiamiento se da en el marco del “Encuentro de Organizaciones Campesinas e Indígenas y el Gobierno Nacional”, que en el mes de diciembre pasado congregó a representantes de todos los sectores, en busca de un consenso sobre políticas públicas acordes a sus necesidades.

Participaron de la reunión el presidente del BNF, Daniel Correa; de la AFD, José Maciel; del Fondo Ganadero, Fredis Estigarribia; los ministros de Agricultura y Ganadería (MAG), Denis Lichi y de Secretaria Técnica de Planificación (STP), Carlos Pereira.

Sigue leyendo

Economia

Ejecutivo busca generar una mayor equidad sin elevar presión tributaria

Publicado

en

Asunción, IP.- El Gobierno apunta a una mayor equidad tributaria, mediante la ampliación de la base contributiva, generando mayor equidad y que paguen los que no lo hacen, según afirmó este lunes el presidente de la República, Mario Abdo Benítez.

“No queremos perder la ventaja comparativa y ese atractivo que tiene el Paraguay”, expresó el presidente al referirse a la iniciativa del Ejecutivo de llevar adelante una reforma tributaria. Fue esta mañana, luego de participar de un acto de reconocimiento a policías en la sede de la FOPE.

Sobre el punto destacó la necesidad de avanzar hacia un debate para ampliar la base contributiva y buscar la equidad tributaria, evitando que se tenga que elevar la presión tributaria.

El Equipo Económico del Poder Ejecutivo lleva adelante un proceso de análisis para establecer una nueva reforma del sistema tributario que permita al Paraguay seguir creciendo en su economía al tiempo de reducir las brechas tributarias.

Dinamizar la economía

En otro momento, el mandatario reconoció que en el mercado interno existe una disminución de consumo en los últimos tres años, por lo que reiteró su compromiso de invertir fuertemente en obras públicas, atrayendo capital para construir seguridad jurídica.

El dignatario señaló que “tenemos la satisfacción de decir que el Paraguay seguirá creciendo, obviamente nadie está conforme, todos queremos que haya más dinamismo, que el crecimiento sea mayor”, expresó, de ahí la importancia de encarar reformas estructurales, además de la inversión en capital humano para dar el salto que el Paraguay precisa.

Sobre este aspecto, el Poder Ejecutivo prevé remitir esta semana al menos tres proyectos de leyes que apuntan a la mejorar el clima de negocios. Se trata de la ley de quiebras, la de sociedad simplificada y la de garantías mobiliarias, según había anunciado el presidente del Banco Central del Paraguay, José Cantero.

Compartir:

Sigue leyendo

Economia

Instan a incentivar la inversión para seguir creciendo

Publicado

en

La desaceleración de la economía se instaló hace unos días en Paraguay como tema de debate, preocupación y reacción, generando diferentes puntos de vista desde ciertos sectores como, por ejemplo, los rubros afectados (textil, importador, comercial, entre otros) que alarmaron sobre una importante caída en sus actividades, y desde el Poder Ejecutivo, que reconoció el problema, pero trató de calmar a la ciudadanía afirmando que la economía del país seguirá creciendo, pero solo en menor medida.

La mediatización de esta situación hizo que el Gobierno anuncie una primera medida para tratar de asegurar el crecimiento de la economía pese a las situaciones coyunturales y otros factores, que empezaron a mostrar efectos sobre ciertos sectores de la economía paraguaya. Esto también sirvió como para tratar de calmar a la ciudadanía que empezó a levantar las orejas y alarmarse.

En ese mismo sentido, el miércoles de la semana pasada, el Equipo Económico Nacional (EEN) anunció que acelerará las inversiones en obras de infraestructura a modo de inyectar dinero de manera más rápida y lograr un mayor circulante a nivel local. El EEN adelantó que este año se prevé destinar a obras públicas unos US$ 900 millones, que representarán un crecimiento del 12% frente al monto invertido en el mismo fin durante el ejercicio fiscal 2018.

PROMOVER

Al respecto, el presidente del Centro de Importadores del Paraguay (CIP), Nery Giménez, destacó la iniciativa por parte del Ejecutivo para enfrentar la situación económica. Manifestó que el Gobierno necesita promover las inversiones en el país y convencer al sector privado de permanecer en Paraguay para evitar la fuga de capitales.

“El sector público tendrá que invertir en infraestructura. El Gobierno tiene el compromiso de ver mecanismos que hagan que el sector privado también siga invirtiendo y no se decida por ir a invertir afuera. Por otro lado, desde el aspecto externo, el Gobierno debe promover las inversiones de otras empresas internacionales dentro de Paraguay”, reiteró el empresario.

ACERTADA

Por su parte, el analista económico Amílcar Ferreira coincidió en que hay una desaceleración económica y calificó de acertada la decisión del EEN de acelerar las obras de infraestructura para tratar de dinamizar y sostener el desarrollo de la economía del país. No obstante, Ferreira insistió en que el Gobierno Nacional debe analizar y priorizar las obras, y destinar los recursos en aquellas con más impacto distributivo.

En ese contexto, el especialista recomendó priorizar e impulsar este año la construcción de viviendas,por el impacto que posee debido a la generación de empleo directo. “La construcción de viviendas es la que más efecto distributivo tiene. La construcción de una casa implica la contratación directa de aproximadamente 10 personas, más lo que se consume, como ladrillos, flete, etc.”, mencionó.

Ferreira también sugirió al Gobierno tomar medidas que tengan que ver con la política crediticia, lograr una mayor presencia de la banca pública e identificar mecanismos a través de los cuales se puede acompañar más al sector privado para invertir. “Me parece que el Gobierno tiene que poner sobre la mesa esta opción. Impulsar este año la inversión privada a través del acompañamiento de la banca central, ya sea con fondos de la Agencia Financiera de Desarrollo (AFD) y el Banco Nacional de Fomento (BNF)”, expresó el analista económico.

Durante la semana pasada, el ministro de Hacienda, Benigno López, reconoció la desaceleración observada actualmente en algunos sectores de la economía. Sin embargo, aseguró que las condiciones actuales indican que Paraguay seguirá siendo uno de los países que más crecerá este año a nivel regional.

ACCIONES

En una reunión con empresarios del Centro de Regulación, Normas y Estudios de la Comunicación (Cerneco), López instó a los mismos a ser parte de las acciones a ser tomadas para enfrentar la desaceleración y apoyar nuevas reformas económicas que ayuden al país a enfrentar los golpes coyunturales y seguir creciendo.

De acuerdo a los técnicos, la desaceleración económica observada en el país se debe a ciertos factores exógenos y puntuales como, por ejemplo, la devaluación de las monedas de Argentina y Brasil frente al dólar que afecta al comercio paraguayo, la caída de los precios de los commodities, el factor climático que afectó a la producción de la soja, entre otros. Ante todo esto, las expectativas de crecimiento del Banco Central del Paraguay (BCP) para el país siguen ancladas en 4%, mientras que organismos multilaterales como el Fondo Monetario Internacional (FMI) y el Banco Mundial ya redujeron sus previsiones.

Reducen proyección para el 2019

Las situaciones adversas enfrentadas hoy por varios sectores en Paraguay obligaron a organismos multilaterales a reducir sus proyecciones de crecimiento para el país para este año. En su última revisión sobre Paraguay, el Fondo Monetario Internacional (FMI) redujo de 4,2% a 3,5% la expectativa de crecimiento económico de Paraguay para el 2019.

Por otro lado, el Banco Mundial prevé que la economía paraguaya crezca este año en torno al 3,9%, cifra inferior a la estimación inicial del organismo, que había anunciado una expansión del 4% del Producto Interno Bruto (PIB) paraguayo.

Los principales factores que impulsaron a estos organismos a reducir sus expectativas fueron: la menor producción de soja en el país por cuestiones climáticas (sequía), la reducción en el turismo de compras y el comercio fronterizo a causa de la devaluación del peso y el real frente al dólar, entre otros. LA NACION

Sigue leyendo

Más popular