Economia

La estabilidad fiscal y económica ayudaron a aumentar crecimiento

A partir del 2013 con la estabilización que vino del lado fiscal y con el apoyo de la estabilidad de precios que ya se tenía por mucho tiempo se consiguió que la economía paraguaya crezca a un promedio del 5% por año, puntualizó el presidente del Banco Central del Paraguay (BCP), Carlos Fernández Valdovinos. “Al mismo tiempo se consiguió que los niveles de pobreza vayan disminuyendo gradualmente hasta alcanzar actualmente un 28%”, enfatizó.

Antes del 2013 se tenía una situación en donde el crecimiento económico del país era aproximadamente del 2,5% en promedio por año y los niveles de pobreza se encontraban por encima del 40%, mencionó.

En ese sentido, señaló que una mayor estabilidad macroeconómica permitió que exista un mayor crecimiento económico y también una disminución de los niveles de pobreza, resultado de lo que muestran los datos no solo de América Latina sino también del Paraguay.

Señaló que la contribución del Banco Central está justamente en dar o permitir este marco de estabilidad nominal en el cual el sector privado pueda hacer su planificación, pueda hacer sus inversiones y con esas inversiones crear puestos de trabajo que permitan que la mano de obra sea empleada, lo que mejora las condiciones de vida de los paraguayos. Su mejor aporte a la sociedad que es una inflación baja, estable y predecible y que permite que en el tiempo tanto la desigualdad como la pobreza vayan a la baja paulatinamente, añadió.

“Numerosos estudios hablan de que una estabilidad nominal, es decir, una inflación baja, estable y predecible es una condición necesaria para el crecimiento económico. Muchas investigaciones también muestran claramente que un mayor crecimiento está relacionado a una menor tasa de desempleo y, más importante aún, reflejan la vinculación entre el crecimiento económico y la reducción de la pobreza”, aclaró Fernández Valdovinos.

Destacó que al mirar los datos de pobreza en términos tendenciales, abstraídos los ciclos que pueden cambiar de un año a otro, se ve que la misma disminuyó significativamente. Y en términos de reducción de la desigualdad, fue uno de los países que más avanzó. “Ambos desempeños estuvieron acompañados por una mejora sustancial de la dinámica macroeconómica doméstica”, sostiene. LA NACION

Comentarios

Más popular

Arriba