Conectate con nosotros

Nacionales

Reconocer las banderas en pacientes con dolor lumbar, ayuda al buen diagnóstico

Publicado

en

El dolor lumbar es una de las dolencias con mayor recurrencia, ya que la mayoría de los pacientes experimentan un episodio nuevo de dolor dentro de un periodo anual, lo que representa un alto costo socioeconómico en términos de Salud Pública en cuanto a costos de tratamiento y tiempo laboral perdido, lo que implica un enorme desafío para el profesional de salud.

La Lic. Silvia Cuevas, kinesióloga fisioterapeuta, refirió que los pacientes que sufren de dolor de columna baja, a menudo presentan un amplio espectro de síntomas y hallazgos durante el examen médico, con diferentes niveles de complejidad clínica y significado patológico, por lo que saber identificarlas y tomar medidas es crucial para el adecuado diagnóstico y consecuente tratamiento.

En ese sentido, explicó que en la literatura se describen a las “Banderas Rojas” como aquellas condiciones que, de estar presente en el cuadro clínico del paciente indican que el dolor es la manifestación de un cuadro más complejo.

“Eso nos lleva a sospechar la presencia de enfermedad o condición potencialmente grave, siendo candidatos a una derivación médica, por no ser susceptibles al diagnóstico o tratamiento de fisioterapia. Por ejemplo: historia de cáncer, pérdida de peso inexplicable e inintencionada, fiebre, uso prolongado de fármacos, disfunción vesical y alteraciones del control de esfínteres”.

Las “Banderas Naranjadas” se empezaron a usar como equivalente de las banderas rojas en el campo de la salud mental. Esta pretende advertir del posible origen psiquiátrico del problema del paciente (estrés, trastornos graves de la personalidad, abuso y/o adicción a las drogas, depresión grave) y que conviene por tanto derivación al especialista adecuado.

Si hablamos de factores psicosociales que aumentan el riesgo de desarrollar o perpetuar incapacidad a largo plazo e inclusive la pérdida del trabajo asociado a la lumbalgia, nos referimos a las “Banderas Amarillas”, éstas deberían conducir a una intervención apropiada de manejo conductual y cognitivo. En esta se puede mencionar: la catastrofización, tener creencias nocivas acerca del dolor y el trabajo acerca del dolor y el trabajo, ansiedad y sentimientos de tristeza, kinesiofobia e Incertidumbre sobre el futuro.

Las banderas y sus significados. Foto: Gentileza.

No está demás mencionar el impacto importante que representa en el sentido socioeconómico que nos lleva las “Banderas Azules”, que vendrían siendo indicadores de percepción individual y subjetiva de la persona, sobre su trabajo y su estado de salud.

“El empleado tiene conceptos erróneos y temores sobre su salud con base en sus propias experiencias anteriores o las de otro en la compañía para la que trabaja. Entre las cuales podemos mencionar: preocupaciones sobre satisfacer las exigencias del trabajo, baja satisfacción laboral, poca ayuda en el trabajo, percepción que el trabajo es muy estresante, falta de comunicación entre el empleador y el empleado”, indicó la kinesióloga.

Por último citó a las “Banderas Negras” que son las que están fuera de control inmediato del empleado y/o el equipo que trata de facilitar la vuelta al trabajo. Algunas son legislación que restringe las opciones de reincorporación laboral, conflicto con el personal del seguro sobre la reclamación de la lesión, familiares y proveedores de atención médica demasiado exigentes, trabajo intenso con pocas posibilidades de modificar las tareas.

El Departamento de Lesiones Musculoesqueléticas brinda atención a personas con dolor a nivel lumbar, mediante la Escuela de Columna. Los pacientes son derivados hasta el Departamento de Kinesiología para brindar un espacio de información y educación sobre los ejercicios posturales tanto para la vida doméstica, así como el ámbito laboral.

Todos los ejercicios son guiados y controlados por un profesional, que mediante sus orientaciones van enseñando y corrigiendo a los pacientes, dejando un esquema sobre los tipos de movimientos que pueden realizarse a diario.

Para el agendamiento, los pacientes deben tener una indicación médica previa, estudios complementarios y solicitar el turno en la secretaría del Departamento de Kinesiología y Fisioterapia o a través de la línea de mensajería de WhatsApp habilitada (0986) 291-314, de 7 a 12 horas, a partir de allí se les indicará los días que deberá acudir. HOY

Sigue leyendo
Anuncio
Anuncio
Anuncio

Tendencias